Muffins de Plátano y Chocolate

Hay recetas que haces un día y bueno, te ha salido bien pero sabes que lo más seguro que no la volverás a hacer. En cambio hay otras que es hacerlas una vez para saber que ya será una de tus habituales. Pues eso me ha pasado con la receta que os propongo hoy, es lo más de las magdalenas!! Eso sí, te tiene que gustar el plátano y mezclado con “chunks” de chocolate, eso es un pecado! Mi horno esta a tope desde que hice por primera vez estos deliciosos y generosos muffins hace dos semanas, aunque miento, porque ya los hice hace cosas de dos años pero no repetí. Lo que pasa, es que el otro día, me apetecía hacer algo distinto (estaba a punto de hacer una fresadosis….) y me volví a topar con esta receta y pensé que quizás cambiando un poco los ingredientes saldría algo bueno (mejor) y me ha encantado el resultado. En fin, solo os digo que ya ha entrado en mi top ten!



Para 12 muffins
2 plátanos
100 g de azúcar moreno
2 huevos
100 g de mantequilla blanda (margarina para mí)
200 g de harina (100 g de leche en polvo + 100 g de harina para mí)
1 cucharadilla de levadura química
2 cucharadillas de extracto de vainilla
100 g de chunks (trozos grandes de chocolate)
Para el glaseado
70 g de mantequilla
100 g de chocolate Nestlé
75 g de azúcar glas

Ponemos el horno a precalentar a 180º.
Mezclamos el azúcar moreno, la mantequilla blanda y el extracto de vainilla con el batidor eléctrico de varillas. Batimos hasta que se haya mezclado todo bien. Añadimos los 2 huevos y volvemos a batir.
Pelamos los plátanos y los trituramos en un plato con un tenedor será suficiente, no hace falta sacar la batidora. Los añadimos entonces a la mezcla pero ya removemos con la espátula o la cuchara de madera.

 
Echamos la harina (o la leche en polvo + la harina) con la levadura y mezclamos sin insistir mucho, solo lo necesario para incorporar la harina.
 
Aprovecho ahora para contaros lo que he descubierto rebuscando en la red. A ver, tenía leche en polvo en mis estanterías y la verdad que no sabía bien qué hacer con ella y tenía ya miedo que se me estropeará. Pero creo que tendré que ir a comprar más al final, porque vaya truco más bueno encontré: si sustituyes la mitad de la cantidad de la harina por leche en polvo cuando haces repostería, notarás como tus bizcochos te salen más esponjosos y mucho menos secos, es una pasada, yo ya lo tengo claro, sustituyo siempre! Probadlo y ya lo veréis…
 
Después de esta paréntesis, sigo con la receta… Ya tenemos nuestros trozos de chocolate preparados (yo paso 30 segundos la tableta en el microondas y luego la troceo), los pasamos primero por harina para evitar que se vayan todos al fondo de las capsulas durante la cocción y los añadimos a la masa, todavía sin insistir.


Disponemos las capsulas de papel en los moldes y las rellenamos con la masa. Metemos al horno durante 20 min.


Mientras podemos preparar el glaseado de chocolate pero diría que eso es para los más golosos porque estas magdalenas se pueden comer perfectamente sin añadido ;)


Ponemos a derretir la mantequilla con el chocolate en el microondas. Lo vigilamos para que no se queme el chocolate. Luego incorporamos a la mezcla el azúcar glas tamizado con un batidor. 


Metemos el glaseado en una manga pastelera con la boquilla que más nos guste, (eso si tenemos, si no, tampoco importa, decoraremos las magdalenas igual) y reservamos en la nevera.


Una vez que se hayan enfriado los muffins podremos decorarlos con nuestro glaseado. Si se ha endurecido mucho, lo dejaremos un rato a temperatura ambiente para poder manipularlo. Luego podemos poner unas rodajitas de plátano o unos frutos secos por encima, nos quedarán muy bonitos.

 
Bon appétit!!

You May Also Like

1 comentarios

  1. Marina estos muffins son de los de comerlos a lametazos, ja, ja, ja...
    ¡Madre del amor hermoso! ¿cómo se te ocurre poner esta delicia así, a golpe de zoom?...ja, ja, ja...
    Me encantan, y cuando digo que me encanta, digo que los pienso hacer en cuanto pasen estos calores porque aquí en Sevilla ni se me ocurre encender el horno, a menos que sea cuestión de vida o muerte.
    Yo sucumbí a mis muffins de calabaza, que nacieron de unos donuts que hizo Isabel Rescalvo de Cakes para ti, y me dió una temporada por hacerlos casi todas las semanas, es de esas recetas que como tú cuentas, tienen ese no se que, que enganchan hasta hartarte.
    Besos.

    ResponderEliminar

Entradas populares

Entrada destacada

Pizza Enrollada